El Pleno del CGE trabaja en plataformas tecnológicas y formación gratuita para facilitar la prescripción a las 330.000 enfermeras